0

El 10% de los jugadores de Europa son homosexuales según un estudio

AVISO: Crónica no firmada en protesta por la “Ley Mordaza”.

Hoy se ha hecho público un dato que nos tiene que hacer reflexionar un poco mas y dejar de ver el fútbol como el lado mas arcaico y animal del hombre. Según un estudio con datos recopilados de las diferentes federaciones el 10% de los futbolistas de Europa son homosexuales y no se atreven a salir del armario por posibles represalias y por lo que pueda generar tal hecho. Es lamentable que hoy en día estemos como estamos y que la homosexualidad siga siendo un tabú en el mundo del fútbol.

Grandes jugadores han revelado su condición como el caso de Guti en el que todos sabemos que es abiertamente bisexual o el caso de Manuel Neuer que fue el primer juagdor de Europa en decir abiertamente que era gay y a invitar al resto de compañeros suyos a hacerlo sin miedo. “Tengo 15 años, soy jugador del Cadete A del Sevilla y sé que soy gay desde muy pequeño pero me da miedo el decir lo que soy por miedo a lo que pueda pasar” – nos comenta un testimonio consultado por ésta casa y que no se atreve a dar su nombre por miedo a lo que pueda pasar.

En el mundo del fútbol aún existe el miedo a la “diferencia”, tienen miedo a que no les respeten lo que son pero es que la gente tiene que entender que en el fondo los gays son personas como el resto y que uno no se hace, nace.” – comenta Dani Roca psicólogo especialista en adolescentes y jóvenes y que ha tratado varios temas relacionados. “Tenemos que empezar a entender que la homosexualidad no es una enfermedad y los jugadores de fútbol deben perder el miedo a la “diferencia”“. Cabe recordar gritos como “Guti maricón” que se hicieron muy populares durante un tiempo en los campos de futbol.

Soy jugador del Cadete B de segundo año del Cerdanyola y soy gay, hace cuatro meses salí del armario ante mis compañeros y entrenador y les confesé mi condición diciendo que me había negado mucho tiempo y que no podía negarme mas a mí mismo. He sido aceptado entre ellos como uno mas.” – comenta Héctor jugador de 15 años del Cerdanyola y abiertamente gay en el colegio y en su club de fútbol “No hay que tener miedo a la “diferencia”, somos personas como el resto y tenemos el mismo derecho que el resto de mortales. Se puede ser gay y jugar al fútbol.” – añade éste jugador.

Con éste estudio vuelve a abrirse un tema que hoy en día sigue siendo tabú en el mundo del fútbol y que sigue generando mucha polémica. para la mayoría de gente el fútbol sigue siendo un deporte de “machos” en el que no tienen cabida los gays como tal ya que son “nenazas” según ellos. Desde Kit Radio llamamos a no tener miedo a “la diferencia” y a defender abiertamente lo que sois. Mientras tanto en el mundo del fútbol profesional aun es hora de que alguien de el paso y rompa éste tabú.

Desde hace poco en los campos de fútbol se condenan los actos homófobos y se castigan pero actualmente no es suficiente para conseguir normalizar un tema delicado de por sí y que para muchos jugadores de élite es un sinvivir ya que tiene que ocultar lo que son y negarse a sí mismos. Eso es triste y lamentable que siga pasando actualmente en pleno siglo XXI.

Otro colectivo en el mundo del fútbol son los árbitros, otros que no pueden decir y defender abiertamente su condición ya que serían apartados automáticamente. En Kit Radio tenemos el privilegio de tener al primer árbitro de fútbol sala abiertamente gay y de defender lo que es abiertamente. Éste chico, el director de ésta casa, es Roger y nunca ha negado lo que es. Trabaja día a día por los derechos LGBT y para erradicar la homofóbia en los colegios. “Entre mis compañeros de profesión se conoce mi condición aunque no creo que de momento sea incumbencia del comité ya que lo que se tiene que valorar es la forma de pitar y no la condición sexual.” – nos comenta Roger, “Nunca me he avergonzado de ser lo que soy y de decirlo abiertamente. Soy gay y estoy orgulloso de serlo. Me oculté de los 12 a los 15, después decidí aceptar que soy “diferente” y defenderlo abiertamente y sin vergüenza.” – añade.

Roger juega con una ventaja y es que tu lo ves en lo terrenos de juego y no se le nota nada que es gay ya que no tiene pluma ni nada por el estilo. Es más: “alguna que otra chica me ha tirado la caña antes de algún partido” – nos comenta dejándonos sorprendidos. Roger es un ejemplo de que se puede ser gay y ser árbitro y es un ejemplo de que el fútbol no es solo para machos como dicen muchos. Por favor, respeto a la “diferencia”.

STOP Homofóbia

mm

Webmaster Kit Radio Internacional

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*